Un último recuerdo a Rosendo

El pasado domingo por la mañana tuvo lugar en el Cementerio de Petrer un acto de reconocimiento al exalcalde de Petrer Rosendo García Montesinos, fusilado durante la posguerra. El acto, pese a su carácter familiar, contó con la presencia de alrededor de un centenar de vecinos que quisieron acompañar a su hija Minerva y al resto de la familia. Entre los asistentes estuvieron Alfonso Lacasa, portavoz socialista, Julia Díaz coordinadora local de EU y Ana Barceló, alcaldesa de Sax y secretaria general del PSOE en la provincia de Alicante.

Minerva y su hija María José agradecieron el apoyo que había recibido por parte de todos los presentes e hicieron una mención especial de reconocimiento para Fernando Portillo y Bonifacio Navarro, quienes han ayudado a la familia en la recuperación de la Memoria de su padre.

Un centenar de personas acompañó a la familia.

Un centenar de personas acompañó a la familia.

En el acto, enormemente emotivo, se destapó una lápida que se ha colocado en la fosa común donde descansan los restos de Rosendo, que finalmente no han sido exhumados por voluntad de las hijas, Emma y Minerva, de no generar malestar en otros vecinos de Petrer cuyos familiares descansan también allí. Este ha sido el último paso tomado por las hijas de Rosendo García tras recibir del Ministerio el certificado de reparación moral de su padre.

La lápida, financiada íntegramente por sus hijas –incluidos los 36€ de la tasa municipal para obtener el permiso para su colocación-, contiene además de un recordatorio de que Rosendo fue alcalde de Petrer durante la República, unos versos del poeta petrerí Paco Mollá:

“Si llego a morir, no llores,

que morir por la LIBERTAD

es sembrar en la tierra amores,

que serán mañana flores

de belleza e igualdad.

Comparte esta noticia
Share on Facebook0Tweet about this on Twitter0Share on Google+0

BÚSQUEDA POR TEMA:

8 respuestas a “Un último recuerdo a Rosendo”

  1. Vamos a ver, con la crisis que hay en España nos ponemos a gastar dinero en estas pendejadas, quién ha puesto los recursos para que se realice este acto? si son privados me callo, ahora si son públicos es para denunciar al ayuntamiento por derroche de recursos.

  2. Señor Guillermo Carpio,

    En primer lugar, pendejada le parecerá a usted porque me imagino que no ha tenido que pasar el tormento por el que ha tenido que pasar esta familia que durante muchos años ni tan siquiera supo donde habían enterrado a su padre al que habían asesinado.

    En segundo lugar, parese a leer las noticias antes de comentarlas, porque como bien se explica en el último párrafo ha sido sufragado, “íntegramente” por la familia. El ayuntamiento, pese a tratarse de un exalcalde fusilado, no ha perdonado ni tan siquiera los 36 euros de las tasas para obtener el permiso para la colocacion de la lápida.

  3. Es cuestión de dignidad. No entiendo porque esta gente del PP les molesta tanto. No se pretende decir que los buenos fueron los vencidos (aunque muchos lo pensemos, pues al fin y al cabo eran un gobierno democrático), sino que durante muchos años los vencedores fueron los reconocidos y los vencidos los olvidados y humillados, y ahora tan solo se pretende que los familiares de personas que fueron enterradas en una fosa común se les reconozca y dignifique.
    Estoy seguro que a Guillemo no le preocupa tanto que todos los valencianos nos hallamos gastado en el altar del Papa cuando vino a Valencia 600.000€.

  4. Sr. Portillo,

    agradezco sus moderados y educados comentarios sin embargo, si tengo que expresar mi pesar por ver que hay gente que, después de más de 70 años de un conflicto en el que hubo fusilados por ambos lados, sigan promoviendo actos que no hacen más que enrarecer la relación entre los españoles.

    Afortunadamente no tuve la desgracia de vivir una guerra que terminó, como le indicaba anteriormente, hace más de 70 años, pero desgraciadamente si estoy viviendo una época donde hay personas que no hacen más que tratar de recordar, y lo que es peor, ganar una guerra que para todos debiera haber quedado en el olvido.

    Entiendo la pena de la familia, lo que no comprendo es que un acto, que en principio debiera ser familiar, se haya convertido en un acto político.

    Mi malestar no es con la familia,la cual tiene todo el derecho de recordar a sus difuntos, faltaba más, mi molestia es con el acto en sí, debería haber sido más privado y no salir en los medios de comunicación como un logro de nuestra “querida” izquierda .

  5. Sr. Carpio,
    Que hubieron fusilados por ambos lados , yá lo sabemos, lá única diferencia es que los de un bando sabian donde estaban sus muertos(caidos por Dios y por España) y los otros nó.
    Los familiares (las hijas) del alcalde Rosendo, lo único que han hecho, es averiguar donde estaba el cuerpo de su padre. Y una vez que lo han sabido,han colocado una làpida , con unos bellos versos de nuestro Paco Mollá. Nuestra “querida izquierda” ha estado donde debia, es decir honrando a un hombre que fué asesenado, precisamente por eso ,por ser de “izquierda”.
    Sin embargo asimismo, le agradezco el tono respetuoso de sus comentarios.

  6. Sr. Carpio, estamos en un estado democrático y como familiar de Rosendo, la familia puede hacer lo que le venga en gana y donde le venga en gana, y si le da gana publicarlo en los medios de comunicación. Le a quedado claro. Por cierto nadie le ha obligado a leer la noticia y por supuesto nadie le he intivado a un acto particular de la familia que ha invitado a quien le ha dado la gana. Cosa que Rosendo no pudo hacer.

  7. Señores, en el amor y la guerra todo vale, y ahora en estos tiempos parece que también en la política todo vale. Los homenajes, son homenajes, si la interpretación es de terminar la guerra a estas alturas creo que deberíamos armarnos para tal acontecimiento, no obstante, ruego avisen con tiempo, pues la mayoría de Españoles creo que preferimos emigrar antes de vernos envueltos en semejante estupidez.

  8. Estimados todos,

    reconozco que mis palabras del primer post no han sido muy acertadas que digamos y pido disculpas a toda la gente que haya podido sentirse ofendida. Dicho esto, y para no polemizar más, la única intención de mi comentario es la de denunciar la politización de actos que deberían quedarse en un ámbito más familiar y privado. Sobretodo teniendo en cuenta la situación en la que se encuentra el país. En momentos donde nuestros políticos, tanto del PSOE como del PP, deberían analizar el presente para resolver los problemas del futuro inmediato, no hacen más que tratar de “arreglar” situaciones que sucedieron hace 70 años.
    Al señor Francisco, y a los familiares en general, les pido mil disculpas y no se me enfaden que en ningún momento he tratado de ofender a la familia, la cual, como he comentado en el post anterior, tiene todo el derecho del mundo a recordar a sus familiares.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>