Siguen los robos en las partidas rurales de la población

A finales del pasado septiembre, desde la concejalía de Gobernación se redoblaron los esfuerzos en los controles de acceso a las partidas rurales de Petrer. En partidas como Aguarrius, Almadrava y Ginebre, por ejemplo, se habían interpuesto varias denuncias este verano por robos y hurtos y como consecuencia de ello se viene reforzando desde la fecha señalada la vigilancia tanto por parte de la Policía Local como la Nacional.

La partida de Salinetas, de las principales castigadas durante la ola de robos de esta Navidad.

La situación todavía no está controlada, sin embargo, a juzgar por las múltiples robos registrados este último mes en partidas rurales de la población. Sólo durante estas fiestas de Navidad -del 25 de diciembre al 6 de enero- se han denunciado, como mínimo, seis robos en domicilios particulares. La zona de Salinetas ha sido la más afectada, hasta con cuatro casos de robo y allanamiento de morada; los informes policiales nos permiten comprobar como en dos viviendas los ladrones forzaron la puerta principal y en otras dos accedieron al interior rompiendo una ventana. En estos casos descritos, los ladrones también reventaron los candados de los garajes y dejaron todo el interior de las viviendas revuelto, sustrayendo desde dinero o joyas hasta televisores e incluso materiales de labranza. En un robo, la alarma de una vivienda saltó y se personó la Policía Local y una dotación de la Policía Nacional, pero no consiguieron dar con los presuntos ladrones, que huyeron por los chalets en obras a la entrada de la urbanización. Eso sí, en varios casos se han desplazado se han desplazado unidades especialidades del CNP para tomar huellas y recabar otras pistas que puedan ayudar en la investigación.

En estas fiestas, también se ha denunciado un robo con allanamiento en la partida del Barxell; allí los ladrones arrancaron la reja del aseo de la parte posterior de la casa y accedieron por la ventana. Otro vecino de la partida de Puça descubrió el pasado día 26 que le habían entrado a robar, aunque en este caso el robo se produjo en realidad el pasado día 15 de noviembre tras la relación que el agente de atestados de la policía local encontró con otro robo de ese día 15 en un campo colindante.

Un poco antes de estas fiestas, el día 21 de diciembre, otro vecino denunció allanamiento e intento de robo en su campo del Alto de Cárdenes. En este caso, los ladrones trataron de forzar la puerta del garaje rompiendo un trozo de marco de la obra en su intento, pero no pudieron acceder a su interior. Ese mismo día, en la partida del Rebentó, un vecino alertó a la autoridad al ver luz en el interior de su chalet. La Policía Local se desplazó al chalet para comprobar que sí habían entrado a robar a la vivienda, aunque no pudieron dar con los ladrones que previamente se habían dado a la fuga. En este caso, los cacos entraron por la parte posterior al chalet y se encaramaron a una ventana del piso superior para irrumpir en la vivienda. Y unos días antes, a mediados de diciembre, hay constancia de otro robo en la Almafrá Alta; como en el resto de casos, los ladrones, que accedieron tras romper una ventana de la vivienda, revolvieron todo el interior y sustrajeron varios objetos.

Persecución el pasado martes en Salinetas y Loma Badá

Esta enumeración de denuncias, más de una decena en apenas veinte días, no es ajena a las fuerzas del orden, que como ya hemos contado al principio de la noticia, están intensificando su presencia en las partidas rurales para acabar con esta ola de robos. Así pues, y queda constancia en los partes policiales que desde este medio tenemos acceso, los agentes de ambos cuerpos policiales están colaborando para realizar controles de acceso, batidas de vigilancia por la zona e identificaciones de vehículos y personas sospechosas en la zona, atendiendo tanto a llamadas de vecinos -cada vez más al tanto de la situación- como a su iniciativa particular.

Desde hace unos meses, la Policía Local tiene en estos robos en partidas rurales de la población uno de sus principales focos de batalla.

Fruto de esta labor policial, este pasado martes por la mañana se vivió una persecución a vehículo y a pie en Salinetas y la Loma Badá. Todo comenzó cuando un Peugeot se saltó el control rutinario situado en la Avenida de la Molineta y se dio a la fuga por la rambla de Salinetas. Con el protocolo policial activo para estos casos, varias patrullas de la Policía Local y la Policía Nacional siguieron el rastro del vehículo, que se internó por las calles de la Loma Badá a gran velocidad y continuó su huida por el camino de los Colegiales que une la partida rural con Novelda. Los agentes encontraron el coche estacionado en el camino y continuaron la persecución campo a través por la montaña. Los huidos, dos hombres y una mujer, fueron al poco localizados y detenidos. Se les confiscaron veinte cogollos de marihuana.

 

 

 

 

Comparte esta noticia
Share on Facebook0Tweet about this on Twitter0Share on Google+0

BÚSQUEDA POR TEMA:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>