Nuevos casos de vandalismo esta semana

Este verano, varios incidentes vandálicos en las piscinas municipales motivaron una operación policial con cuatro menores denunciados y un dispositivo de vigilancia que ha durado todo el estío. El vigilante del parque 9 de Octubre, por la presencia de jóvenes en el lago del recinto, ha hecho numerosas llamadas durante estas tórridas semanas a la policía local. Vandalismo fue también el motivo que los agentes dieron a finales de julio para aparcar en una plaza de discapacitados frente al Campet, tras verse retratados en Facebook en un incidente que se volvió viral.

Pues el problema de vandalismo ha seguido durante este segundo tramo de agosto con nuevos incidentes y ha confirmado este verano como uno de los más problemáticos por estas cuestiones de los últimos años. Los incidentes de la segunda quincena de agosto comprenden pedradas e incendios de mobiliario público.

Así, el 19 de agosto, cerca de las once, el parte policial recoge la llamada del vigilante del parque El Campet, “por haber varios niños lanzando piedras, habiendo estado a punto de dar a una niña, estando el padre de esta nervioso”. Los agentes, personados en el lugar, se entrevistaron con el vigilante, que les indicó lo especificado, habiendo abandonado ya el parque tanto los menores que lanzaron las piedras como el padre de la niña, “no habiéndose producido daño alguno”. Al día siguiente, la tarde el día 20 de agosto, recibió una llamada que les puso sobre aviso de la “caída de piedra pequeña desde el puente de la autovía (zona del castillo), no llegando a causar daño alguno al vehículo al que impactó”. Los agentes acudieron al lugar pero no encontraron a nadie.

Esta semana, el pasado lunes, una papelera ardió en la Avenida Reina Sofía, junto a la estación de autobuses. La papelera quedó inservible, pero no fue necesaria la intervención de bomberos. No quedó claro qué sucedió; lo de este pasado miércoles, sin embargo, está claro que fue intencionado, pues en cuatro horas ardieron tres contenedores de reciclaje.

Así, a las nueve menos cuarto, llamada del 112 alerta a la autoridad de un contenedor ardiendo en la calle Aragón, junto al Centro Social. Se personan los bomberos, que proceden a apagarlo.

El segundo contenedor amarillo de reciclaje se quema una hora después en la calle Castilla; los bomberos acuden de nuevo para reducirlo. El tercer contenedor calcinado es ya pasada la medianoche, en la calle Toledo. Como en el resto de casos, los bomberos procedieron a apagar sus restos humeantes.

 

 

Comparte esta noticia
Share on Facebook0Tweet about this on Twitter0Share on Google+0

BÚSQUEDA POR TEMA:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>