El parte del agua

El verano pareció tener fin ayer, al menos a nivel de temperaturas y clima, con la  fuerte tormenta, de noroeste a sureste, que se vivió en casi toda la provincia. En Petrer cayeron torrencialmente 32 litros por metro cuadrado y la policía y los bomberos tuvieron ayer una jornada de gran actividad, necesitando incluso la colaboración de 3 miembros de Protección Civil. Conociendo sus intervenciones, podemos hacer un panorama de la acción destructiva del torrente de agua. Así, en uno de los puntos negros de la población en cuanto a este tema se refiere, la Avda. del Mediterráneo, se atascaron varios vehículos en las zonas de mayor acumulación de agua, por lo que fue necesaria la presencia de la grúa en la zona y desviar el tráfico. Igualmente, miembros de la policía y de protección civil estuvieron recolocando tapas de alcantarillado desplazadas en toda esta zona.

Por supuesto, muchos bajos y garajes quedaron inundados. La escuela infantil Els Peixos, como ejemplo, quedó totalmente desmantelada, y agentes de la policía local se personaron en la escuela para realizar el reportaje fotográfico que permita reclamar a la empresa constructora por los daños sufridos en el edificio municipal. Otro de los problemas de la tarde de ayer fueron los cortes en el suministro eléctrico. Afectaron a varias poblaciones, pero la situación se extendió en nuestra población porque un rayo inutilizó un transformador ubicado en la Avda. José María Bernabé. Iberdrola comunicó que no iba a poder ser reparado hasta hoy, y ayer, como solución provisional, un grupo generador dio suministro a la zona afectada. Los generadores cortaban uno de los carriles de circulación de la avenida y los cables quedaban por encima de la acera, por lo que una persona encargada quedó pendiente de esta instalación provisional.

La lluvia fue copiosa (L'Avaiol).

La lluvia fue copiosa (L'Avaiol).

Nuestras zonas montañosas también se vieron afectadas. Lo más reseñable fue el desprendimiento de tierra que se produjo en la carretera de La Almadrava a la altura del Ginebre, que obstruía prácticamente la mitad de la calzada y que la policía sólo pudo señalizar con una señal de peligro indefinido. Igualmente, pasado el Rincón Bello en dirección a Agost el fuerte arrastre de las aguas había cortado la vía impidiendo el acceso a la vecina población. Diez vehículos quedaron atascados en este enclave, a la altura del Palomaret, recibiendo el auxilio de la Guardia Civil.

Pero, sin duda alguna, los accidentes de tráfico son la cara más dramática de jornadas como la vivida ayer. El más grave de los ocurridos en la zona lo protagonizó un camión que, circulando por la autovía a la altura del polígono de Les Pedreres, quedó siniestrado ocupando los dos carriles en sentido hacia Madrid. Los dos ocupantes no sufrieron heridas, y la rápida intervención de Cruz Roja, desviando el tráfico por el vial paralelo a la autovía, evitó males mayores. Menos suerte tuvo una joven extranjera, que falleció en otro accidente en Villena.

A algunos de nuestros colaboradores de Mundo Natural, el agua les cogió en uno de nuestros escondites. Aquí están las imágenes que grabaron.

Aquí pueden conocer más detalles de los desperfectos ocasionados por la lluvia, y aquí disfrutar de una panorámica de cómo estaba la población en distintos puntos en el momento álgido de la tormenta.

Comparte esta noticia
Share on Facebook0Tweet about this on Twitter0Share on Google+0

BÚSQUEDA POR TEMA:

2 respuestas a “El parte del agua”

  1. Me encanta todo lo relacionado con el agua.Lo sigo con verdadero interés,esas imágenee,que habeis colgado demuestran entre otras cosas que la ausencia de ribazos y la acción de los arruis,que acentuan su destrucciñon, evidentemente aumentan el arrastre de agua y tierra y con ello favorecen la erosión.
    Un saludo

  2. Está claro que la super-población de arruís ya empieza a tener sus efectos erosivos.Como se trata de una especie no cinegética y que no tiene rival- por aquí no tenemos lobos-, pues acampan a sus anchas destrozando ribazos,comiendo sembrados y almendros. Este verano por casualidad llegé a ver varios rebaños, con casi 40 ejemplares, mmenuda polseguera!!!! menudo destroce!!!. Las imagenes del vídeo muestran la realidad que provoca esta especie invasiva. Habría que buscar soluciones para que la población no se multiplique de esta forma, de lo contrario esto va a ser un erial al paso de unos años.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>