Al Petrelense le toca apretar los dientes

rayo-ibense-petrelense

El Rayo Ibense ha desplegado el mejor y más efectivo fútbol de la liga durante toda la temporada, y lo demostró ante el Petrelense.

Rayo Ibense 4 – 1 UD Petrelense

Pintábamos un aire optimista la semana pasada, y si el Petrelense hubiera conseguido rascar algo en su visita al líder y/o el Pinoso no hubiera ganado a domicilio (más probable era lo segundo que lo primero), ahora estaríamos hablando de una permanencia virtual para el equipo. En vez de ello, tocará apretar los dientes hasta el final: los rojiblancos marchan duodécimos, tres puntos por encima del descenso, cuando quedan nueve en juego (tres partidos). No estarán solos, hay ocho equipos en cinco puntos y ninguno se puede relajar.

Ante el Rayo Ibense, el Petrelense mantuvo vivo el espíritu de la machada durante más de una hora. El equipo sabía que iba a sufrir y salió mentalizado, y vaya sí sufrió. Después de mucho correr y prácticamente no oler la pelota, se veía en poco más de media hora también superado de manera inapelable en el marcador. Los locales habían tenido media docena de ocasiones claras de gol, dos acabaron en la red: juego y efectividad de líder (el equipo ha asegurado matemáticamente su presencia en el play-off).

El Petrelense, pero, tenía fe, no se vino abajo, y aprovechó un barullo en el área tras el saque de un córner, a un minuto del descanso, para recortar distancias. Fue Ejido el que acertó a embocar bajo un mar de piernas. A la siguiente jugada, y con el tiempo cumplido, un genial pase en largo hizo bueno el desmarque de Cristian Ripoll, que en un largo mano a mano acabó claudicando ante el guardameta. El empate no llegó, pero sugería la posibilidad de un premio si el equipo apretaba en defensa en la segunda mitad.

En diez minutos tras la reanudación, el Rayo Ibense dejó claro que sería cuestión de tiempo que ampliara la ventaja. Dominio absoluto y llegadas peligrosas, la más claras un gol anulado y un tremendo zapatazo desde el centro del campo que repelió el larguero. Fue una gran rosca desde el borde del área la que finalmente certificó el 3-1 antes del cuarto de hora; la puntilla definitiva fue la expulsión de Pope a veinte minutos del final por doble amarilla. Los locales, de las muchas que tuvieron, aprovecharon otra en el 82 para cerrar la goleada.

El Petrelense vuelve a jugar como foráneo este fin de semana en el Campus de la Universidad de Alicante.

 

Comparte esta noticia
Share on Facebook0Tweet about this on Twitter0Share on Google+0

BÚSQUEDA POR TEMA:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>