Cofrentes y alrededores

Cofrentes from Petreraldia.com on Vimeo.

Cofrentes es un pueblo de la provincia de Valencia, de unos 1.000 habitantes, perteneciente a la comarca del Valle de Ayora-Cofrentes y situado en la unión de los ríos Júcar y Cabriel, lo que le hace disfrutar de unos incomparables paisajes y deliciosos lugares, motivo de este reportaje.

En sus inmediaciones y debido a la gran disponibilidad de agua aportada por estos dos ríos, imprescindible para su emplazamiento, se encuentra la central nuclear, productora de gran cantidad de energía eléctrica.

Pero antes de continuar, quisiera salir al paso de algún comentario que pudiera surgir acerca de este detalle, porque siempre que por cualquier motivo, venga a cuento o no, se menciona a las centrales nucleares, se suscita la polémica entre los partidarios y detractores de las mismas. No, no es esta mi intención, ni mucho menos. Estoy aquí una vez más, para compartir con los seguidores de Petreraldia, los bellísimos lugares de que disponemos en nuestra región Valenciana y si en Cofrentes hay una central nuclear, para bien o para mal, es una realidad que no tiene por que obviarse, ya que forma parte de este entorno.

Hecha esta salvedad, lo que si hay que reconocer es la magnífica obra de ingeniería, con esas enormes chimeneas lanzando al espacio dos impresionantes columnas de vapor de agua, procedentes del reactor nuclear al calentar a altísimas temperaturas el liquido elemento que, transformado en vapor, mueve a las turbinas que generan la energía eléctrica. De ahí la necesidad de que estas centrales estén cerca de una gran cantidad de abastecimiento de agua.

Aunque el motivo de la excursión era quedarme en este lugar, me fui animando hasta alcanzar otro encantador pueblecito, en el curso del río Júcar, que desde su unión con el Cabriel, ya quedó convertido en uno sólo.

Este lugar se llama Cortes de Pallás, de unos novecientos habitantes y donde también se encuentra otra central eléctrica, en este caso hidráulica, es decir, que las turbinas que generan la emergía eléctrica son accionadas mediante la fuerza del agua.

Merece la pena pararnos un poco y detallar el funcionamiento de esta inusual central eléctrica, la más importante de Europa, en su género. Para ello se ha llevado a cabo una megalítica obra de ingeniería que voy a tratar de resumir. Sólo como dato curioso, y para ubicar a esta central, hubo de excavarse una gruta en la que podría caber la catedral de Valencia con el Miguelete incluido.

En cualquier central hidroeléctrica, para que las turbinas funcionen, es preciso que exista un salto de agua. Pero cuando no lo hay de forma natural, como es este caso, se crea. A poca distancia del pueblo, río abajo, se construye una presa formando un embalse o pantano. En ese punto existe un cortado, terraplén o desnivel (llámese como quiera) de unos quinientos metros de altura, donde en su parte alta se ha construido un embalse o depósito en forma de riñón, con un perímetro de unos 4.500 metros y una altura de 30 metros, una capacidad de veinte hectómetros cúbicos y una superficie de 1.150.000 metros cuadrados

Este enorme embalse, llamado de bombeo, está unido al pantano de abajo mediante una gigantesca tubería de más de cinco metros de diámetro, por donde podría circular un camión de gran tonelaje. Esta tubería tiene dos funciones. Durante la noche, que es cuando menos energía eléctrica necesita suministrar la central, se aprovecha para bombear agua del pantano con unas potentísimas bombas, al embalse de arriba y mantener el nivel de agua necesario para que, durante el día y por la misma tubería, dejar caer a toda velocidad el agua que hará girar las turbinas emplazadas en la central, que se encuentra al pie de este impresionante cortado, volviendo al río una vez cumplida su misión, por lo que no se desperdicia el agua empleada en su funcionamiento. A esta central se le llama central hidroeléctrica de bombeo. No cabe ninguna duda que este sistema es el más económico y menos contaminante, salvo lógicamente el coste de su construcción.

En las fotos del reportaje se aprecia perfectamente este sistema.

Tuve curiosidad por conocer de cerca este embalse y su emplazamiento, desde donde hay unas vistas únicas, así que ya que había llegado hasta allí, no iba a dejar de hacerlo y aquí viene lo bueno. Desde el pueblo al embalse de bombeo habrá unos quinientos metros en línea recta, pero para llegar hasta él por “carretera”, hay que subir más de veinte kilómetros, para salvar ese desnivel dando un gran rodeo. Cuando pregunté a un lugareño por la carretera que llegaba allí, me advirtió que era una carretera muy mala por las curvas que tenía. Al decirle que yo estaba acostumbrado a andar por carretera de curvas, me dice: “si, pero es que esas no son curvas, son roscos”. Que razón tenía, pero valió muy mucho la pena.

Vuelta a Cofrentes y a casa en solitario, con cuatrocientos treinta y siete kilómetros a la espalda, y lo que se suponía iba a ser un paseo mañanero, se convirtió en toda una jornada maratoniana, llegando a casa sobre las diez de la noche, con una paliza de las que no se olvida.

Fue a principios del mes de octubre, donde los días son largos, y el clima benigno. Repetiré la experiencia a pesar de todo, y recomiendo a quien se anime, que no deje de hacerlo, pues lugares como estos no se ven todos los días.

Comparte esta noticia
Share on Facebook0Tweet about this on Twitter0Share on Google+0

4 respuestas a “Cofrentes y alrededores”

  1. Un artículo muy interesante y didáctico y un reportaje con unas magníficas fotografías, de un entorno digno de los mohicanos.
    Felicito a su autor.

  2. Magnífico reportaje, conozco el lugar y has reflejado muy bien el entorno.
    Las secuencias fotográficas son espectaculares siguiendo una bella danza al compás de una banda sonora la cual es mi favorita.
    Felicidades por tu trabajo.

  3. Como siempre , un reportaje digno de la TVE1.
    He seguido la mayoría de sus entradas y la verdad es que se disfruta con sus trabajos.
    Ciertamente la central está ahí y no se puede obviar, las fotos de las chimeneas humeantes son determinantes en el paisaje de Cofrentes.
    Otra cosa es lo que cada uno de nosotros pensemos respecto a la idoneidad de su ubicación en el lugar mas bello de la Comunitat.

Responder a Manuel J. Gutiérrez Cancelar respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>