Diario de un abuelo (III)

27 de Mayo, San Agustín de Canterbury

Que tranquilico esta mi solete. Sus bibes, sueños y pedorretas son ahora todo lo que le importa. Pienso que hasta tiene suerte de no poder leer la prensa ni esas noticias que te dejan temblando.

Resulta que una causa investigada por el juzgado de instrucción número 1, según parece de Sevilla, remitió las pruebas (cintas VHS y DVD) al Juzgado Penal 5, por ser competencia de la Audiencia Provincial. En el intervalo, el Decanato avisó que las cintas serían destruidas si no se recibía orden en contrario, ¡y zas!, a tomar por hichi las pruebas. Aplazado “sine die” un juicio por corrupción de menores y los cuatro acusados descojonándose de risa. La justificación dada es que ningún juzgado respondió por considerar que el asunto no estaba en su jurisdicción, que es lo mismo que decir, que no tienen ni idea de cuál es su jurisdicción. O es eso, o es que esa jurisdicción no está nada clara y el Decanato o el “sunsuncorda” pues aquí parece que nadie va a tener responsabilidades, no ha delimitado, por lo menos bien, dichas responsabilidades.

En mi empresa, perdón, en la empresa donde he trabajado, por muchísimo menos que esto mandaron tres días a las escombreras de Orito a dos empleados a buscar entre las basuras unos papeles extraviados, y al no aparecer los documentos, no fueron a la calle por lo de siempre, (uno de ellos era hijo del director, y el otro se salvó para evitar que alegase discriminación). Volviendo al tema judicial: ¿Quién les dirá alguna vez a estos señores que pongan la debida atención?  Desde luego yo no veo a nadie. ¿Sabe alguien si se habla en las campañas políticas de acabar con este tuya y mía de la judicatura, para que cese el corporativismo en España y dejemos de existir ciudadanos de primera y de segunda?… Creo que no tienen tiempo, pues entre descalificación y descalificación, de lo que hablan es de más descalificación, ¡Cómo niños! ¿Alguien cree, de verdad, que alguno se merece el voto? Tiempo tendremos de analizarlos en el transcurso de los días, desde luego sin nada de profundidad, no pienso perder el tiempo en sus programas, con lo que está cayendo. Es como si estuviera lloviendo, y mientras la mayoría nos mojamos esperando que levanten un techo, ellos están a cubierto discutiendo el sexo de los ángeles.

No es que me quede transpuesto, estoy ayudando a eructar al crio, entre biberón y biberón y tengo tiempo de ojear más titulares. Otra de justicia esta vez más cercana y con final feliz, gracias a la policía de Elda que ha declarado no acordarse o no reconocer a las personas en el juicio a los imputados que defendieron la tala de los árboles, cuando la construcción del parking de la Gran Avenida hace cuatro años (casi nada). ¡A ver!, que no se me entienda mal. Bien por la policía que ha dado una buena salida a la cagada en que se había metido el Ministerio de Justicia, pero ¿Qué no recuerde la policía a las personas de 80 años contra las que arremetió?, pues chico que quieres que te diga, que alabo la inhibición de la policía, pero no me la creo, pues más parece otra manera torticera de lavarle la cara a una Ley que ya está empezando a estar muy sucia. El pueblo defendió a los árboles, y el alcalde y el concejal de turno, les mandaron a la policía para mayor provocación.  Al parecer 7000 firmas recogidas no les valían más que para las elecciones. ¿Qué querían, someter al pueblo?…  El hoy Senador Azorín perdió allí la alcaldía, por lo que espero sirva de lección a los demás políticos y entiendan que el pueblo siempre tiene razón cuando defiende su patrimonio.

¡Hombre!, que ya va siendo hora, con lo que está cayendo. Hay que ir simplificando las relaciones sociales, y si la Ley es ciega, se le opera, que España ha avanzado mucho en todo, incluso en cirugía, en todo, menos en justicia de verdad, la justicia debe ser rápida y con sentido común para que todos la entendamos. Ahora no hay quién entienda nada y lo peor es que ya nos estamos acostumbrando.

Otra cosa: He leído con agrado las opiniones de varios lectores sobre este humilde diario, que ya la madre de mi nieto, e hija de mis carnes, ha rebautizado como el del abuelo “Pumares”, pero como no es cosa de andar respondiendo uno a uno, hago firme propósito de resumirlos como pueda cada fin de semana o de mes, que ya se verá después, cuando el caso lo requiere.

Se acabó el suspense y el Barça jugó y gano la copa de Europa. Yo me alegro porque sigue siendo un equipo español a pesar de Laporta y los que siguen tan despistados como él. Ha tenido merito ganarle a un equipo de la Gran Bretaña, en el día de un santo inglés, como es San Agustín de Canterbury, que aunque queda algo lejos de Mancherter City, al fin y a la postre sigue siendo británico. El Barça es un merecidísimo campeón de un histórico triplete. A ver si se les dispara el ego lo suficiente y crean la liga esa catalano-vasca. Me conformaré con que jueguen contra España de cuando en cuando y comprendan cual es su verdadero sitio.

Antes de acostar al pequeñín felicité a su padre, sonriente y malicioso sabiéndome seguidor del eterno rival; le felicite de pensamiento, ¡faltaría más! le imagino disfrutando ¡por fin! de su pequeña gloria, efímera al fin y al cabo, pues va listo si piensa que mi chiquitín será seguidor del Barça, “Nanai”  No sabe nada del poder de persuasión de un abuelo, sus piruletas y el más común de los sentidos: el sentido común. Florentino no tardes y échame una mano.

Acabo de leer un libro difícil de encontrar de Editorial Ka-Islas, me lo ha enviado su autor Juan Peláez Gómez, un buen finalista del certamen cuentamontes. Se titula “El pinar del alcalde” “Thriler” irónico sobre el sexo, el dinero y la corrupción en los ayuntamientos. Tengo que escribirle para agradecérselo, pues me lo he pasado bien con su lectura divertida y sencilla, y aunque bastante previsible por lo bien caricaturizada que aparecen los personajes de la vida política de los pueblos, el final ha logrado sorprenderme. Os lo recomiendo.

Mi solete se ha quedado dormidito. Si no me viera la madre, me lo comería.

Comparte esta noticia
Share on Facebook0Tweet about this on Twitter0Share on Google+0

BÚSQUEDA POR TEMA:

Una respuesta a “Diario de un abuelo (III)”

  1. cuanta razón tienes , Maestre,cuando dices que “el pueblo siempre tiener razón cuando defiende a su patrimonio”
    Comparto , la mayor parte de tus reflexiones respecto a la justicia, lo único que no cuadra es que te guste Florentino.¡Visca el Barça!
    un saludo

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>